Facebook  Twitter  Youtube

En vacaciones, ¡a leer se dijo!



#LeerEsVolar - Foto: Secretaría de Educación

En Bogotá estamos convencidos de que #LeerEsVolar. Por eso, presentamos a madres y padres recomendaciones para que durante esta época del año las niñas y los niños se enamoren de las letras y aprendan a darle cuerda a su imaginación a través de la lectura.
Las vacaciones escolares son una época ideal para que madres y padres compartan con sus hijos, y qué mejor que hacerlo mientras se hojean las páginas de un libro en el que cobran vida divertidas historias y personajes.
La lectura potencia la imaginación de los pequeños, desarrolla sus habilidades cognitivas y mejora su concentración, entre muchos otros beneficios. Por eso,el gobierno de la ciudad impulsa de manera decidida el amor por los libros en niñas, niños y jóvenes; en una labor en la que las madres y los padres también son protagonistas.
Cultivar desde la primera infancia el interés por los libros y lograr que se mantenga a lo largo de la vida es uno de los desafíos en la ciudad. Para ello, el Plan Distrital de Lectura y Escritura, ‘Leer es Volar’, presenta cinco recomendaciones para formar lectores para toda la vida:
1. Enseñar con el ejemplo. Si desde que los niños son pequeños ven a sus padres disfrutar de una buena lectura, también desearán convertirse en lectores. Leer enriquece la experiencia propia y es a la vez la mejor forma de enseñar y acompañar a un lector en crecimiento.
2. La lectura es un hábito que se cultiva con amor y dedicación. Para ello, es clave establecer rutinas, como por ejemplo leer en voz alta con niños de todas las edades antes de dormir. Esto, además, les permitirá asociar una gran historia al momento afectivo en que se sienten acompañados y queridos por los adultos de su hogar.
3. Los libros y sus historias abren un universo de posibilidades para jugar y divertirse. Para desarrollar las habilidades de lenguaje, lo ideal es que cada lectura esté acompañada con otras actividades interesantes para niñas y niños, como juegos de palabras, canciones, rimas, trabalenguas, adivinanzas, puestas en escena, preguntas, entre otras.
4. Hoy en día, hay tantísimas opciones, que no existen límites a la hora de escoger una lectura. Lo mejor es darse la oportunidad de explorar formatos entretenidos como cuentos ilustrados, cómics, revistas, que fácilmente atraen a los más pequeños y resultan una excelente opción para nutrir la imaginación y practicar la lectura.
5. Para leer no hay que estar en el colegio o en la casa. En Bogotá, una ciudad de lectores, los parques, las bibliotecas, las plazas y múltiples lugares son escenarios ideales para potenciar la lectura y explorar lo que hay alrededor.
Además, hasta el 1 de julio, la capital ofrece una amplia programación para acercarse a la cultura y la lectura, entre la que se encuentran las BibloVacaciones en la Red de Bibliotecas Públicas (Biblored), en las que niñas y niños podrán embarcarse en una aventura para explorar al máximo su creatividad, imaginación y curiosidad.

Conozca toda la programación de las BiblioVacaciones aquí

Categoría: 

Portales infantiles del Distrito